01_2

 

El negocio de los Recursos Naturales en el mundo y, sobre todo, en América Latina, se ha convertido en foco de interés para inversores internacionales. Pero esta atracción inversora, si no se gestiona inteligentemente, puede convertirse en una “atracción fatal” dado que puede dar lugar a un estado creciente y, a veces difícilmente controlable, de conflictos locales que pongan en peligro dichos proyectos.

Empresas mineras y petroleras estatales chinas, canadienses, estadounidenses e inglesas, han convertido a los países extractores de Latinoamérica en sus principales socios estratégicos dentro de la Región. De hecho, América Latina se ha convertido en la Región más importante del mundo para atraer inversiones mineras. De cara a 2020, las cifras de inversión estimadas superan con creces la inversión actual, que ya es muy destacada.

A pesar de que estas inversiones son una fuente potencial de generación de riqueza para los países receptores, están surgiendo grupos opositores como son la población autóctona, algunos grupos indígenas, asociaciones medioambientales, empresas locales u organizaciones no gubernamentales fuertes, a quienes preocupa el impacto inmediato y estratégico que estas empresas provoquen en las zonas de extracción en el ámbito medioambiental, cultural, sanitario y social.

América Latina se ha convertido en la Región más importante del mundo para atraer inversiones mineras

01_1En los últimos años, los conflictos sociales generados en torno a los grandes proyectos extractivos de la Región están extendiendo el virus de la desconfianza entre las poblaciones locales en particular, y la ciudadanía en general, hasta el punto que están desbordando la naturaleza inicial de sus protestas y están cobrando una fuerza destacada como auténticos jugadores legitimados para intervenir en el proceso político nacional.

En este escenario, el reto principal de las compañías inversoras en Recursos Naturales en Latinoamérica es fomentar su relación económica y estratégica de forma armónica, sin ignorar la necesidad de hacerlo bajo una política de desarrollo sustentable, transparencia y compromisos sociales para la región. En definitiva, deben construir modelos de negocio de valor compartido con todos los stakeholders locales.

En este UNO16 analizamos el contexto en el que se encuentra la explotación de los Recursos Naturales en Latinoamérica, los riesgos y conflictos sociales que se pueden generar en torno a ellos y como está en manos de los gobiernos encontrar la solución para resolver dichos conflictos potenciales.